Consejos


Para evitar incidencias posteriores enumeramos una serie de consejos que pueden facilitar las entregas:



La bolsa térmica debe estar limpia y tener al menos 1cm de material aislante para mantener los alimentos calientes hasta su entrega.

La mochila de reparto o caja de reparto debe tener elementos reflectantes, estar limpia y tener al menos 1cm de material aislante con un mecanismo de cierre seguro.

Intentar separar, en la medida de lo posible, aquellos productos calientes de los fríos.

Usar la bolsa térmica y la caja para mantener el calor en aquellos productos que lo requieran. De ese modo la comida llegará en un perfecto estado al cliente.

En el caso de las pizzas, intentar llevarlas en horizontal y dentro la caja para mantenerlas en buena temperatura. De no ser posible, siempre se puede contactar con RS para intentar buscar una solución.

Intentar en la medida de lo posible llevar la comida en la bolsa térmica hasta el domicilio del cliente y de ese modo lograr que la comida llegue en un buen estado.